Páginas vistas en total

lunes, 26 de septiembre de 2011

cosas de casa. Los lunes

Inaguro , en ese blog, la nueva serie cosas de casa que, como su nombre indica, trata e asuntos plenamente domesticos. De este modo, tales asuntos serán fáciles de evitar para quien quiera evitarlos.
G es partidario de los castigos de mantenimiento. Yo, no. Me parece totalmente incongruente que se me castigue por algo que aun no hice, con el fin de que no llegue a hacerlo. Un absurdo.
Pero ha encontrado la forma de salirse con la suya.
Resulta que todos los lunes por la mañana, acabo pillando.Según él, lo que ocurre es que durante el fin de semana no es posible impartir un poco de disciplina, y yo me aprovecho. Por tanto, el lunes por la mañana lo tengo que pagar.
Este ha sido un finde de los multitudinarios. Esta mañana me  desperté con el olor a café y el ruido de los niños mas pequeños.A su padre le gusta tenerlos hasta el lunes y llevarles el al cole. Salí de la cma, me puse una bata y llegue `primero al salon , donde los dos mas mayores estaban ya recogiendo los retos de su desayuno, y luego a la cocina, donde el papa estaba terminando de preparar tostadas.
Primero se marcho el mayor a su instituto, Luego, mi hijo. Cuando los dos pequeños tuvieron sus carteras puestas a la espalda, G les pidio que fuesen bajando y le esperasen en el portal. Luego , se volvio hacia mi.
-Cuando vuelva, ya sabes como quiero encontrarte.
-¿ otra vez?. Pero.. ¡si este fin de semana no hice nada!
-Exacto.. Nada, excepto estar tumbada a la bartola, o jugando con el ordenador. Además de otras falts que has cometido y que, por tu bien, espero que recuerdes.
-¡joooooooooooo!
-y me escribes cien veces por que motivos vas a ser castigada.
y se va.
Esa es la trampa. Si me pongo a escribir, cuando vuelva, no habré terminado, y no estaré "como el quiere encontrarme". Es decir, de cara a la pared y con las braguitas bajadas. Eso supondrá mas castigo. Y, si rescindo de intentar hacer las copias, le habré desobedecido, y eso ya sabemos lo que trae.
Asi que pienso, y me voy al ordenador, y en un minuto, a base de word, tengo el problema resuelto. Cuando viene , estoy preparada, y sobre la cama estan las hojas de las copias.
Pero nada le parece b ien.
-¿ quien te dijo que valia hacerlas así?
-jolines, G.. es que no da tiempo..
-te voy a enseñar a no ser tan perezosa.Ven a ponerte en mis rodillas ahora mismo.
Al rato, estoy de nuevo cara a la pared, limpiandome un par de lagrimas que se me caen, y escuchando una regañina.
-¿ como puedo hacerte entender las cosas?
-¡ay ..- protesto,pues ha acompañado la fase con un azote.
-respondeme. ¿ que hace falta para que seas mas responsable?
Despues de un interrogatorio bastante duro termino por reconocer que si, que merezco el castigo, asi que le oigo buscar, y por el rabillo del ojo veo que viene con la zapatilla.
-apoya la frente en la pared.
obedezco. Se muy bien lo que viene ahora
- un paso atr´s.. otro.. otro más. Ahi, quieta
asi, con la frente y las manos en la pared, y los  pies hacia atrás, la postura me es muy poco favorable. La zapatilla empieza a hacer su trabajo, mientras yo le pido que me perdone.
No será todo. Después saca la dichosa pala, y empieza a hacer cuentas.
-quitando las horas de dormir , has perdido 32 horas este fin de semana ¿ que se merece una spankee que ha malgastado 32 horas?
-32 azotes con la pala
-exacto.
-¿ puedo pedir que me perdones el castigo?
-Puede que lo suba a 40 si dices una sola palabra mas.
Otra vez a sus rodillas.
Cuando al fin, termina, le dejo abrazarme, en realidad casi caigo en su s brazos. Me acuna, mientras me dice que , esto de los lunes es necesario, para que empeice la semana siendo buena. Además se permite decirme que he tenido suerte
-No te quedaran señales. He sido bastante moderado
-¡ te pareceria normal dejarme señales?
-depende. Sabes que procuro evitarlo. Pero cuando se trata de mantener el orden en casa ,unos cuantos cardenales pueden see un mal menor.
¿ puedo vestirme?
.diez minutos mas de rincon, y te vistes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario